Saltar al contenido
Supervitaminas

Vitamina A

para que sirve vitamina a

La vitamina A es un poderoso antioxidante que utiliza nuestro organismo en múltiples procesos. Una vitamina con grandes beneficios y propiedades asociadas, que protege los tejidos de la piel y las membranas mucosas.

¿Cómo funciona la vitamina A y cómo puedes tener la seguridad de que estás adquiriendo la cantidad adecuada en tu dieta? A continuación encontrarás todo lo que necesitas saber sobre este micronutriente esencial y cómo afecta a nuestra salud. 

¿Qué es la vitamina A  y cuáles son sus propiedades?

Se le llama de tres formas diferentes: retinol, betacaroteno y palmitato. El retinol es la vitamina A en sí misma, es decir, que ya está formada. El betacaroteno, por otro lado, es su precursor, una sustancia que se encuentra en las plantas y que el cuerpo puede transformar en vitamina A activa. La acción antioxidante del betacaroteno sobre los tejidos de nuestro cuerpo es similar a la que se ejerce sobre los tejidos vegetales en los que está presente.

Una tercera forma de vitamina A es el Palmitato, disponible en forma de cápsula.

Entre las múltiples propiedades de la vitamina a destacan 4:

  • Antioxidante y anti-edad: regula el desarrollo celular y la regeneración de los tejidos.
  • Está indicado para muchas enfermedades de la piel.
  • Mantiene la función visual y mejora la visión nocturna.
  • Estimula las defensas inmunitarias y antiinfecciosas del cuerpo.

¿Para qué sirve?

La vitamina A es vitamina liposoluble que, como hemos dicho, también actúa como un magnífico antioxidante. Desempeña un papel importante en las funciones neurológicas y visuales y en el mantenimiento de una piel sana.

Como todos los antioxidantes, participa además en la reducción de los estados inflamatorios a través de la lucha contra los daños causados por los radicales libres.

En el cuerpo humano

Los estudios han demostrado repetidamente que los antioxidantes como la vitamina A son vitales para la buena salud y la longevidad del cuerpo humano. Benefician la salud de la vista, apoyan el sistema inmunológico y de ellos depende también la regeneración celular.

Los expertos en nutrición y los médicos recomiendan el consumo de antioxidantes principalmente a través de una dieta bien balanceada rica en frutas, verduras y alimentos integrales, aunque también puedes optar por suplementos vitamínicos para maximizar su efectividad.

En niños y recién nacidos

La vitamina A también es necesaria para el desarrollo y el crecimiento antes del nacimiento y en los niños mayores, pero aún no se ha aclarado su función en los lactantes.

Las cepas de la Vitamina A desaparecen al final de la gestación. Es un fenómeno más pronunciado en países en vías de desarrollo, donde incluso los niveles al nacer pueden ser inferiores a lo normal.

Por eso, la Organización Mundial de la Salud recomienda que estos niños reciban vitamina A de forma regular. Se ha demostrado que administrar altas dosis de vitamina A a niños de entre 6 meses y 5 años reduce la mortalidad en un 23% . Sin embargo, los estudios en niños menores de 6 meses no han sido concluyentes.

En el embarazo

Se ha incluido en la lista de los micronutrientes más importantes que se deben tomar durante el embarazo, en particular con respecto a la función pulmonar y el desarrollo fetal. 

En la piel

Cada vez más recetada por los dermatólogos para el tratamiento del acné y las arrugas, la vitamina A es conocida por sus poderosas propiedades beneficiosas sobre la piel.

Ya hay solventes estudios que han demostrado que la aplicación tópica de retinol mejora significativamente la apariencia de las arrugas y los signos de envejecimiento, a la vez que aumenta la capacidad de la piel para resistir el daño. 

Gracias a sus propiedades antiinflamatorias, los retinoides también pueden ser terapéuticos en el tratamiento de enfermedades comunes de la piel como la psoriasis, el acné y el eccema. Aquí tienes algunas de las cremas de retinol más recomendadas:

Para el cabello

El micronutriente de la vitamina A aporta un importante beneficio a nuestro cabello. Recordemos que esta vitamina es liposoluble y, como todos los carotenos, un eficaz aliado ante el envejecimiento celular tanto de la piel como del pelo.

De hecho, también regula la síntesis de queratinas. Una deficiencia puede promover la formación y acumulación de caspa debido a la deshidratación de la piel, así como el cabello seco, opaco y quebradizo. Todas las alteraciones que afectan fuertemente el bienestar psicofísico de una persona y que si no se tratan adecuadamente a largo plazo pueden provocar el desagradable evento de la caída del cabello.

Para los ojos

Uno de los beneficios más conocidos de la vitamina A es su capacidad para apoyar el sistema visual y mantener la salud ocular. Esto se debe a que la vitamina A es un componente clave de la Rodopsina, una proteína que se encuentra en la retina y que se activa cuando la luz golpea la retina y envía una señal al cerebro. El resultado de esta señal traducida es la vista.

El betacaroteno también es esencial para prevenir la degeneración macular, una de las principales causas de ceguera relacionada con la edad. Un estudio de hecho muestra que las personas en alto riesgo de contraer esta enfermedad que complementan su dieta con un multivitamínico diario a base de vitamina A, C, E, zinc y cobre, reducen el riesgo de empeorar su condición en un 25% en un período de seis años. Aquí tienes un suplemento perfecto para esto:

Vitaminas para los Ojos - 60 comprimidos - multivitamínico - ¡Calidad Alemana...
  • CALIDAD ALEMANA Fairvital: 1 tableta al día contiene vitamina A, D y E,...
  • Biodisponibilidad y SIN: Gluten, fructosa, estearato de magnesio, conservantes,...
Vitamina A 25.000 I.E acetato de retinol - producto vegano - altas dosis - 240...
  • VITAMINTREND Calidad Alemana. Una cápsula contiene - 7500mcg de Vitamina A -...
  • VEGANO y SIN: fructosa, lactosa, gluten, gelatina, levadura, soja, sabores,...

¿Qué otros beneficios aporta?

Lo cierto es que los beneficios de la vitamina A no parecen tener fin. Además de las propiedades específicas citadas, el betacaroteno es también un excelente agente antiinflamatorio.

Combate la inflamación

Los efectos antiinflamatorios de la vitamina A pueden prevenir enfermedades muy graves, ya que la inflamación es la raíz de enfermedades crónicas como el cáncer, la diabetes o los problemas cardiovasculares. Se ha demostrado que los retinoides bloquean el crecimiento de las células cancerosas en la vesícula biliar, los senos, la próstata y el pulmón,

La reducción de los niveles de inflamación también está relacionada con la reducción del riesgo de desarrollar enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer y el Parkinson, y con la mejora de otras patologías como la artritis reumatoide y la enfermedad de Crohn.

Reduce el colesterol

Aunque los estudios en humanos son todavía limitados, algunos de ellos muestran que tomar suficientes dosis de vitamina A en nuestra dieta causa una disminución natural en los niveles de colesterol y una optimización de la función cardíaca.

Por ejemplo, uno de los últimos estudios con ratones encontró una relación directa entre la aportación de betacaroteno a la dieta animal durante seis semanas y la reducción significativa de los niveles de colesterol total en la sangre. 

Fortalece los huesos

La mayoría de nosotros somos conscientes de la correlación entre la salud de los huesos y una ingesta adecuada de calcio y de vitamina D, pero ¿sabías que la vitamina A es también un componente clave para el crecimiento de huesos sanos y fuertes?

Un estudio realizado por la Universidad de Perugina encontró que los niveles de retinol en plasma eran significativamente bajos en mujeres mayores con problemas de osteoporosis en comparación con el grupo de control. Además, los resultados mostraron que los mismos niveles bajos de retinol se asociaron con una menor densidad mineral ósea en el fémur. 

Evita cálculos urinarios

Si alguna vez te has topado con cálculos urinarios, ya sabes de qué tipo de dolor estamos hablando. Estos cálculos generalmente se forman en el hígado, crecen lentamente y luego se desarrollan en la vejiga o la uretra. Pueden causar síntomas como micción frecuente, dolor abdominal, hematuria (sangre en la orina) y malestar. Si no se tratan adecuadamente, también pueden causar infecciones y complicaciones, incluyendo la cirugía en algunos casos.

Las investigaciones demuestran que la vitamina A puede ayudar a prevenir los cálculos urinarios. Un estudio examinó la correlación entre los cálculos urinarios y la vitamina A en niños y el resultado mostró que los sujetos con bajos niveles de este micronutriente tenían altos niveles de cristales de oxalato de calcio, lo que indica un alto riesgo de formación de cálculos.

Suplemento de vitamina A

En ocasiones nuestra dieta no nos permite adquirir todas las vitaminas que necesitamos y que, siendo fundamentales, nos provocan importantes carencias. Hemos seleccionado los mejores suplementos de vitamina A del mercado para facilitarte la tarea.

Recuerda seguir en todo momento las instrucciones del producto que elijas y, si tienes dudas, consulta con tu médico.

Pastillas y Cápsulas

Combinación con otras vitaminas

La suma de los factores, en este caso, no altera el producto pero sí influye en nuestro organismo. Por eso, está comprobado que la combinación adecuada de la vitamina A junto a otras ‘hermanas’ aborda la prevención o amortigua los efectos en un amplio espectro de enfermedades.

Vitamina A y E

Su combinación con la vitamina E permite desarrollar medicamentos para una serie de patologías, sobre todo en geriatría, como por ejemplo alteraciones endocrinogenitales, debilidad o agotamiento.

También se identifica con retinopatías, blefaritis, xerosis de la córnea, trastornos del desarrollo neuromuscular, profilaxis de infecciones respiratorias, rinofaringitis seca crónica, dureza de oído, zumbidos, trastornos cutáneos, craurosis y prurito vulvar, tensión premenstrual, dismenorreas o trastornos de menopausia.

Pomada de vitamina A+D

Además de los beneficios que aportan por separado, la unión de las vitaminas A y D se utiliza en pomadas y cremas que ayudan a aliviar quemaduras e incluso a reparar cicatrices, marcas de nacimiento y a reducir los puntos provocados por los tatuajes.

¿Cuál es la dosis adecuada de Vitamina A?

Es bueno tener en cuenta que «más» no siempre es «mejor» y que, como en todo, con un sano equilibrio se obtienen los mejores resultados.

En líneas generales, los expertos recomiendan tomar al menos 1,000 unidades internacionales por día para una persona sedentaria, mientras que para un deportista, durante la gestación y la lactancia, estas dosis deben incrementarse.

Si hay exceso

En realidad, las dosis altas de vitamina A o hipervitaminosis pueden ser más dañinas que útiles. La suplementación o el consumo excesivo de esta vitamina en combinación con otros antioxidantes puede estar asociada con defectos congénitos del feto, densidad ósea deficiente y problemas hepáticos. La toxicidad de la vitamina A también puede causar síntomas como náuseas, pérdida de apetito, irritabilidad, vómitos, pérdida de cabello e ictericia. 

Si hay falta

Las personas con mayor riesgo de desarrollar deficiencia de vitamina A son las que sufren de enfermedad celíaca, inflamación intestinal, enfermedades autoinmunes, enfermedades pancreáticas, mala absorción de grasa y las que padecen el síndrome de permeabilidad intestinal.

La carencia de vitamina A es un problema de salud pública en todo el mundo, especialmente en países como África y el sudeste asiático, donde la pobreza no permite una nutrición adecuada para satisfacer las necesidades. Los niños y las mujeres embarazadas son claramente los más afectados.

Especialmente en niños y adolescentes, la deficiencia de este nutriente puede ser un problema grave si afecta al sistema visual, causando discapacidad y ceguera. También aumenta el riesgo de enfermedades graves como la diarrea infecciosa o el sarampión.

Los síntomas más comunes para diagnosticar su deficiencia incluyen:

  • Xeroftalmia (sequedad de la conjuntiva y opacidad de la córnea)
  • Labios secos
  • Ceguera nocturna
  • Piel escamosa
  • Manchas de Bitot
  • Raquitismo
  • Sistema inmunológico dañado
5/5 (1 Review)
error: Content is protected !!